Dinero,armas y fútbol

de Eric Von Bibert


   Amo el fútbol .Algunas veces voy al estadio a ver a mi querido equipo. Pero...el fútbol se ha convertido(o siempre ha sido) una gran mentira. No sé. No sabés, si están jugando en serio, si realmente quieren ganar o se están dejando ganar, o si alguien compró al árbitro o a algún jugador. No puedo concebir cómo un jugador, gana la millonada que gana por jugar a la pelota, con la hambruna que hay en el mundo. Pero claro.El show debe seguir.Los gobiernos paralizan y narcotizan a los pueblos con varias armas letales.Una de ellas, es el balonpie. Los pobres compran el merchandising oficial del equipo de sus amores, endeudando e hipotecando el futuro de sus hijos. Bueno, es obvio que muchas estrellas de fútbol, tienen sus fundaciones de caridad para evadir impuestos. Les gusta sacarse fotos con discapacitados y regalar remeras firmadas para mostrar al mundo entero que merecen esa cantidad de billetes, por su bonomía y su generosidad.

   Claro está que siempre es más útil, tener a las masas aplacadas y narcotizadas en una tribuna.No reclaman sus derechos, se conforman con las migajas del sistema.El fútbol (no me refiero al deporte, me refiero al sistema fútbol) es una verdadera mierda. ¡Boicot al fútbol! Para terminar este escrito, propongo que nos preguntemos...¿Que pasaría si durante un año, dejáramos de asistir a los estadios y no encendiéramos las pantallas para ver fútbol? Auténtica revolución y liberación para todos los enajenados por la pelotita.